martes 22 de mayo del 2018

DE NORTE A SUR Candidatos presidenciales y la educación nacional

Guillermo Correa Bárcenas


Categoria: Opinión

Tamaño del texto

 Ejemplo 
Escuchar esta nota


Candidatos presidenciales y la educación nacional
Candidatos presidenciales y la educación nacional, tema de hoy en #DeNorteASur


Compartir esto

Cuando faltan menos de dos meses para las elecciones federales del primero de julio, y en vísperas del Día del Maestro, las manifestaciones sobre la llamada Reforma Educativa absorben la atención porque vuelve a enfrentar a los candidatos presidenciales en uno de los principales temas que debe preocupar a la sociedad mexicana.

 

Hace casi 20 años Pablo Latapí señaló la existencia en la opinión pública de una seria preocupación por la educación nacional; con frecuencia, aparecen en los medios de comunicación denuncias y quejas sobre sus deficiencias; se culpa de éstas a las autoridades, a los maestros, a veces a los estudiantes, a la falta de recursos económicos o a las directivas de los organismos internacionales. Esta preocupación –dijo– reaparece en el discurso político, particularmente en tiempos electorales; partidos, candidatos y funcionarios reiteran la “altísima prioridad” de la educación. Pero ni las quejas y denuncias ni los pronunciamientos retóricos sirven para mejorar efectivamente el funcionamiento del sistema educativo.

En opinión del experto, fundador del Observatorio Ciudadano de la Educación, el análisis tiene que ir más a fondo: comprender que la mayor parte de las deficiencias tienen su origen en las características de nuestro “poder educativo”, el cual adolece de los mismos vicios del sistema político: es autoritario y está acostumbrado a tomar decisiones sin dialogar con los gobernados. Como en otros ámbitos de la vida pública, en el educativo la solución de fondo implica democratizar el poder que lo gobierna, incorporando en él a la sociedad.

 

Y en efecto. Basta recordar cómo se gestó la principal reforma estructural de Enrique Peña Nieto; quienes la apoyan, los que la condenan y el por qué ciudadano de sus cuestionamientos. Lo primero a tomar en cuenta es que ese cambio estructural surge de una recomendación del Banco Mundial a las administraciones de América Latina dizque para estar a la altura de la entonces incipiente globalización. Empezaba la década de los noventa y el planteamiento desde su inicio fue rechazado pues lo único que pretendía era alinear económicamente a las economías de la región con los proyectos de los Estados Unidos. Esto explica el impulso que el modelo, ajeno a las necesidades reales de los países latinoamericanos, fuera impulsado de inmediato por las corporaciones trasnacionales y los grandes empresarios de cada país.

 

En México esta reforma constitucional fue la principal propuesta al inicio del gobierno de Enrique Peña Nieto quien, como se recordará, contaba ya con el apoyo de los partidos políticos que conformaron el Pacto por México, por lo que a escasos 21 días de la nueva administración fue aprobada por el Congreso de la Unión y promulgada el 25 de febrero de 2013. Sus objetivos anunciados radican en aumentar la calidad de la educación básica, subir la matrícula y la calidad de la educación media superior y superior, además de recuperar la rectoría del Estado Mexicano en el sistema educativo nacional. Todo esto bajo supuestas consultas a la población y con protestas en todo el país por parte de la CNTE y en ocasiones de los padres de familia.

 

El asunto es que esta reforma estructural –al igual que las otras once que la acompañaron— nació bajo sospecha y la condena correspondiente que ha mantenido en constante actividad al magisterio de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación, reprimido en casi todos sus actos de protesta. Para muchos, lo único que se debe aplaudir de este cambió es que acabó con el cacicazgo de Elba Esther Gordillo en el SNTE, al grado de que sigue presa, aunque ahora en su ostentoso domicilio, luego de haber colaborado para que llegaran al poder no pocos presidentes del PRI y del PAN.

 

Los que rechazan la reforma cuestionan su falta de legitimidad pues nunca se consultó a la ciudadanía; se le acusa además de ser solamente un cambio administrativo que tiene que ver con los derechos laborales al restringirlos; de obedecer a intereses políticos y a caprichos empresariales; de acusar a los maestros de todos los problemas, de querer sepultar a la CNTE y de no solucionar los verdaderos problemas de la educación en México.

 

Hoy, en plena campaña presidencial el PRI y su candidato, José Antonio Meade Kuribreña –que sigue en tercer lugar con riesgo a quedarse ahí o a caer más— promueven en spots, por radio, televisión y cine, el odio al candidato de MORENA porque está en contra de que los niños, dice la Actoral Mamás, aprendan inglés.

 

El otro candidato, el del PAN, Ricardo Anaya –en alejado segundo lugar en las encuestas— se pronunció apenas el lunes por cambiar la reforma educativa en lo que toca a castigar al magisterio nacional, limpió a los maestros de toda culpa y acusó al gobierno federal de llevar a cabo el cambio estructural con una implementación absolutamente equivocada como es el gastar el triple en las evaluaciones del magisterio que en formar y capacitar al mismo. Al queretano se le olvidó que el documento que ahora rechaza se aprobó en San Lázaro sólo en cuestión de minutos cuando él presidía la Cámara de Diputados. Lo que de seguro tiene presente es que el magisterio mexicano es el más numeroso del continente latinoamericano y que sus votos se cuentan por millones considerando a familiares y simpatizantes.

 

También Andrés Manuel López Obrador ha cambiado su opinión. De la radical promesa de derogar la reforma educativa si gana la elección próxima, ha tornado a sólo presentar un proyecto de reforma en lo que corresponde a la Ley del Servicio Profesional Docente para eliminar la evaluación punitiva –la que castiga–, o sea que la cancelación no sería una decisión presidencial sino a través del Congreso de la Unión. Su premisa es que no se puede llevar a cabo una reforma educativa sin los maestros. El Peje se hace acompañar en algunos eventos políticos de Rafael Ochoa, exsecretario general del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) y se sabe del respaldo que le dan familiares de Elba Esther.

 

Mientras tanto, apenas el 5 de mayo grupos empresariales –Claudio X. González al frente– no dejaban de presumir haber aportado el 70 por ciento de los contenidos de la reforma educativa, advirtieron que la modificación al artículo tercero de la Constitución “no puede echarse a la basura”. De acuerdo con un reportaje de Proceso se trata de Mexicanos Primero, la Unión Nacional de Padres de Familia y otros, quienes, aseguran retadoramente, esperan compromisos muy concretos de los candidatos, especialmente de AMLO.

 

DESDE EL CENTRO

 

Conforme se acerca el día de los comicios aumenta la desesperación del PRI para salir del sótano de las preferencias. Ahora pide a su burocracia la cooptación de por lo menos cinco votantes a su favor por cada trabajador que tiene en los distintos sectores que conforman su estructura y al que protesta se les amenaza con castigos laborales… Sin embargo, la desbandada sigue en el tricolor y eso se puede comprobar con la salida de dirigentes estatales o del comité ejecutivo de la CNC hacia otros institutos políticos… Daniel Zúñiga Maldonado, de la Coordinadora Nacional Plan de Ayala (MN), demandó al Instituto Nacional Electoral y a los partidos políticos frenar la persecución del voto con presiones a las comunidades indígenas a través de los candidatos que acuden incluso a la violencia como sucede en el estado de Chiapas… Cada vez falta más agua potable, lo que incrementa el riesgo de inestabilidad social en el país. Urgen estrategias para enfrentar este problema, advirtió Rafael Sánchez Bravo, funcionario de la Universidad Autónoma de Chapingo, preocupado también por la creciente contaminación de los ríos, lagos y playas… León Fierro, integrante de Mexicali Resiste, que lucha en contra de la privatización del agua en esa región norteña, fue detenido acusado de supuestos delitos por autoridades del gobierno de Baja California que, al parecer, están al servicio de la cervecera Constellation Brands; su caso se repite en contra de otros dirigentes… Bien por el gobierno de EPN que ha hecho de México una potencia agroalimentaria en el mundo; mal porque no ha podido sacar a millones de mexicanos del hambre que padecen… Felicidades a todas las madres que se sacrifican por sus hijos y por el país.

[email protected]

GUILLERMO CORREA BÁRCENAS


   

Deja un comentario. Tu opinión es importante


Cápsulas destacadas

Tendencias

Ver más tendencias »

Deportes

Nacionales

Espectáculos