miércoles 18 de julio del 2018

MAULLIDOS URBANOS Chapulineo político en la CDMX

Adrian Chavarria Espinosa


Categoria: Opinión

Tamaño del texto

 Ejemplo 
Escuchar esta nota


Chapulineo político en la CDMX
El llamado chapulineo político –es decir aquellos funcionarios que ocupan un cargo en la administración pública de cualquiera de los tres niveles, en especial de elección popular, para buscar una adquirir nueva responsabilidad‑, se registra en los congresos federal y locales, así como en Ayuntamientos y gobiernos estatales. Para muchos[...]


Compartir esto

El llamado chapulineo político –es decir aquellos funcionarios que ocupan un cargo en la administración pública de cualquiera de los tres niveles, en especial de elección popular, para buscar una adquirir nueva responsabilidad‑, se registra en los congresos federal y locales, así como en Ayuntamientos y gobiernos estatales.

Para muchos esta situación resulta criticable ya que en los casos de elección popular, para alcanzar el voto que los hizo ganar, formularon una serie de promesas y compromisos con la ciudadanía, los cuales muchos quedan incumplidos o inconclusos, lo cual se considera una irresponsabilidad del político.

Así, tanto en las cámaras de senadores y diputados federales, legisladores han solicitado licencia para aspirar a ser postulados en otro cargo o, en el caso del Estado de México, a menos de cuatro meses de haber sido designados como secretarios del gabinete estatal varios renunciaron para ser considerados como aspirantes a cargos populares.

Donde se registra una desbandada de funcionarios es la Ciudad de México, donde aparentemente ya es inminente que Miguel Ángel Mancera Espinosa, jefe de gobierno, solicite licencia para ser aspirante a senador, pero entre su gabinete se han registrado cambios

En este recuento ya existen ocho ajustes, entre ellos Armando Ahued y Salomón Chertorivski, extitulares de Salud y Desarrollo Económico, quienes se registraron como precandidatos a la jefatura de gobierno; Julio César Serna, quien dejó la jefatura de gabinete para irse a la campaña de Alejandra Barrales; Jorge Gaviño, renunció a la dirección general del Metro para aspirar a una diputación, y Patricia Mercado, quien se postulará como senadora.

Entre los jefes delegacionales hay siete ajustes: Miguel Ángel Salazar Martínez, de Cuajimalpa; Víctor Hugo Lobo, de Gustavo A. Madero; Christian von Rochrich, de Benito Juárez; Carlos Estrada, de Iztacala; Valentín Maldonado, de Coyoacán; Claudia Sheinbaum, de Tlalpan; Ricardo Monreal Ávila, de Cuauhtémoc; falta confirmar Rigoberto Salgado, de Tláhuac.

En serio, ¿cuántos de ellos se sienten satisfechos con su trabajo desempeñado para buscar otra responsabilidad? Es más, ¿cuántos que sean postulados a alguna candidatura de mayoría relativa, recibirán una evaluación aprobatoria y ganarán en las elecciones?

Porque quienes sean los en las listas de representación proporcional, ya casi tienen asegurado su sitio, pero ¿tendrán el respaldo popular? Las respuestas las conoceremos después del dos de julio.

 

Gato de Barrio

gato_de_barrio@yahoo.com.mx


   

Deja un comentario. Tu opinión es importante


Cápsulas destacadas

Tendencias

Ver más tendencias »

Deportes

Nacionales

Espectáculos