Miércoles 26 de Julio del 2017

Maullidos urbanos

Creditos:


Categoria: Opinión

Tamaño del texto

 Ejemplo 
Escuchar esta nota


Maullidos urbanos
Contrastes en la visita papal Gato de Barrio De enero de 1979 a febrero de 2016 existe una diferencia de 37 años, que es el tiempo entre la primera visita a México de Juan Pablo II a, también, la primera visita del Papa Francisco, lapso en el cual se han[...]


Compartir esto

Contrastes en la visita papal

Gato de Barrio

De enero de 1979 a febrero de 2016 existe una diferencia de 37 años, que es el tiempo entre la primera visita a México de Juan Pablo II a, también, la primera visita del Papa Francisco, lapso en el cual se han registrado grandes cambios no solamente en México sino en todo el mundo.

En nuestra nación se pasó de un país donde se pretendía “administrar la abundancia”, donde el petróleo representaba aparentemente una fuente inagotable de ingresos, a actualmente la enésima crisis que tiene en la baja del precio de oro negro y en la devaluación del peso que casi llega a las 20 unidades por un dólar; donde ya se registró una alternancia en la presidencia de la república; donde el crimen organizado ha sentado sus reales en varios puntos del país, entre otros aspectos.

A nivel mundial se registró la caída del muro de Berlín, el término de la guerra fría, la desaparición de la Unión Soviética, de la elección de un presidente de color en Estados Unidos, de la ya no existencia de golpes militares en América Latina, entre otros puntos.

Lo que mucha gente recuerda de cuando vino Juan Pablo II, a su llegada a México, que se arrodilló para besar el suelo, lo cual generó diversos chistes, entre ellos que olía la existencia del petróleo en nuestro subsuelo.

Pero lo que no ha cambiado ha sido el fervor popular por querer estar cerca del pontífice aunque sea por unos momentos. Por ello este viernes la gente se ha volcado a las calles de la Ciudad de México a expresar su fervor, muy semejante a lo sucedido en enero de 1979.

Y es que a pesar de los avances tecnológicos, las redes sociales, las coberturas de los diferentes medios de comunicación, las personas no se conforman con ver a través de sus dispositivos al Papa, desean estar cerca de él.

La bienvenida a la Ciudad de México fue realmente calurosa. Esperemos a ver cómo se registra en los otros puntos del país que visitará, aunque se espera sea por lo menos semejante.

Por último, ver quiénes son los que realmente asisten a los actos multitudinarios, sí fue cierto que los boletos “gratuitos” fueron distribuidos entre la feligresía o finalmente se vendieron en el mercado negro, si es que en las primeras filas estuvieron los necesitados o si esos sitios fueron para los políticos y personas con recursos que no les importó desembolsar dinero para estar presente.

En fin, el Papa ya está en México. Esperemos a ver cómo se desarrolla su visita.

 

[email protected]

[email protected]

 

 


   

Deja un comentario. Tu opinión es importante


Cápsulas destacadas

Tendencias

Ver más tendencias »

Deportes

Nacionales

Espectáculos