lunes 22 de enero del 2018

MAULLIDOS URBANOS Promesas electorales

Adrián Chavarría Espinosa


Categoria: Opinión

Tamaño del texto

 Ejemplo 
Escuchar esta nota


Promesas electorales
Andrés Manuel López Obrador ya inició el proceso formal y legal para postularse, por tercera ocasión, como candidato a la presidencia de la república pero a diferencia de las dos primeras veces cuando fue postulado por el Partido de la Revolución Democrática, ahora lo será por Morena, el partido que[...]


Compartir esto

Andrés Manuel López Obrador ya inició el proceso formal y legal para postularse, por tercera ocasión, como candidato a la presidencia de la república pero a diferencia de las dos primeras veces cuando fue postulado por el Partido de la Revolución Democrática, ahora lo será por Morena, el partido que fundó y promovió como una franquicia política particular.

Como una forma de relacionar su movimiento político con la Virgen de Guadalupe, también denominada Virgen Morena, decidió registrarse formalmente como precandidato –bajo un autodedazo‑, precisamente el 12 de diciembre, acto en el cual resumió un decálogo de promesas electorales para cumplir en caso de ganar las elecciones.

Entre otros puntos anunció aumentar al doble la pensión para los adultos mayores, otorgar becas por tres mil 600 pesos para que los jóvenes clasificados como ninis, es decir que ni estudian ni trabajan para que se contraten como aprendices en algún oficio, así como trasladar varias dependencias federales a diversas entidades de la república, además de insistir en la amnistía para los integrantes del crimen organizado que decidan regenerarse.

Sin duda son muy diversas e interesantes promesas, en especial las relacionadas con los programas de apoyo social y es que, cuando fue jefe de gobierno capitalino el apoyar a sectores vulnerables, como los ancianos, le redituó un gran apoyo que se tradujo en un amplio respaldo en las urnas al grado de que perdió la presidencia por menos de un punto porcentual.

Ahora espera repetir ese respaldo al elevar esos apoyos económicos y otorgar otros nuevos, además de reubicar oficinas públicas pero, para cumplir con todos esos compromisos se requieren recursos, mismos que no podrá obtener con su decisión de reducir salarios y beneficios a los altos mandos de la administración pública y terminar con la corrupción y, además, también se comprometió a no elevar impuestos.

Como promesas todas esas propuestas resultan interesantes y sin duda resultarían positivas para apoyar a los sectores más necesitados, pero siendo objetivos resultarán difícil de cumplir a menos de que se comprometan las finanzas públicas con mayor deuda o incrementar el déficit fiscal, como sucedió en la segunda mitad del pasado Siglo XX.

Existe suficiente tiempo tanto en las precampañas como en las campañas para que López Obrador explique y detalle, de ser necesario con peras y manzanas, cómo cumpliría esas promesas sin afectar la economía nacional y, de la misma manera, no ilusionar a muchas personas que esperan que esos programas se hagan realidad para mejorar su calidad de vida.

Gato de Barrio

[email protected]


   

Deja un comentario. Tu opinión es importante


Cápsulas destacadas

Tendencias

Ver más tendencias »

Deportes

Nacionales

Espectáculos